fbpx

¡Es Muy Arriesgado!

¡Es muy Arriesgado!

Por años he escuchado a personas de diferentes lugares del mundo decir que realizar algo que no sigue el estándar social o se sale de su área de conocimiento o área cómoda es muy arriesgado. Para mí, esta frase es una pobre excusa para no tomar acción, porqué ¿cómo puedes saber a ciencia cierta, qué es muy arriesgado? Obviamente, no me refiero a saltar de un edificio o avión sin un paracaídas. Eso aparte de estúpido es suicida.

Me refiero, a arriesgarnos a hacer las cosas que nuestro corazón desea hacer. Hay veces que despertamos con una idea fabulosa de hacer algo fuera de la rutina, por ejemplo: decirle a alguien que nos gusta: ¡Me gustas!; o mudarte con tu pareja; o emprender un negocio que nos apasiona; o seguir un sueño; O, decir lo que pensamos a nuestra familia / jefe aunque sea diferente a lo que ellos piensan. Pero el miedo que sentimos nos frena, porque creemos que existe un riesgo.

Si te convences de que tu función es evitar tomar riesgos, lo único que ocurrirá es que podrás continuar con tus hábitos tradicionales. Te pasarás la vida jugándotela a lo seguro, tratando de complacer a todos, pero con el tiempo te sentirás una víctima de tus propias excusas.

El punto es que si le tienes miedo a las opiniones de los demás, o si le temes al fracaso o al éxito, entonces todo lo que pienses hacer será riesgoso.

Pero, si decides vivir desde tus convicciones y cumplir con tu propósito de vida, entonces lo que otros perciben como riesgoso, lo tomarás como una forma de elevar tu vida. Aunque, de igual forma pienses que hacer el cambio incluye un riesgo.

La paz que sentirás al ignorar la preocupación es mucho más grande que mantenerte atorado en la creencia de que es riesgoso. Para comprobarlo debes vivir la experiencia y sacar tus propias conclusiones.

Para mí la vida es una hermosa escuela, en donde tenemos asignaturas, exámenes y trabajos que entregar y dependiendo de cómo nos sentimos en cada actividad es como evaluamos nuestro progreso.

Si nos sentimos motivados, llenos de energía, felices y con una pizca de miedo podemos garantizar que estamos avanzando hacia lo que es nuestro destino. Pero si por el contrario, sientes ansias, preocupación, miedo, frustración o cualquier emoción negativa, entonces no estás avanzando. Al contrario de lo que la sociedad nos ha enseñado, la vida es una aventura placentera, que de vez en cuando nos sorprende con algún problema para ayudarnos a crecer, por ello es importante tomar riesgos de vez en cuando para poder vivir en completa plenitud y seguir aprendiendo.

Asumir un riesgo, no garantiza que nos va a ir bien, pero si nos da la satisfacción de decir lo intenté y viví una extraordinaria experiencia.

¿Hay algo que quieres hacer pero lo sientes arriesgado? Escríbeme y te ayudo a llevarlo a su mínima expresión y determinamos si realmente es riesgoso o solo es una excusa para no tomar acción.

Hasta la Próxima,

Jany

2 Comentarios

  1. Muy interesante y 100% de acuerdo..

  2. Si lo piensas y lo piensas, no lo haces. Excelente

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.